jueves, 16 de julio de 2009

Vivaldi para calmar el alma


El Hospital Comarcal implanta la musicoterapia para tratar a los pacientes oncológicos

MARIA A. CRESPÍ. SA POBLA. Todo el mundo conoce la finalidad recreativa de la música. Pero son menos quienes saben que una melodía puede llegar a tener efectos terapéuticos sobre personas con problemas de salud. Así se pone en práctica desde hace cuatro meses en el centro de día del Hospital Comarcal de Inca.
Sus pacientes escuchan música mientras reciben el tratamiento de quimioterapia. Es un sistema que se conoce con el nombre de musicoterapia.
Este novedoso tratamiento hace uso de sonidos, piezas musicales y estructuras rítmicas para conseguir entre las personas enfermas diferentes resultados terapéuticos a nivel psicológico.

Música de Vivaldi


Concretamente, en el Hospital Comarcal de Inca utilizan un programa musical llamado Vivaldi. A través de un MP3 los pacientes oncológicos, la mayoría mujeres, van escuchando Las cuatro estaciones del compositor barroco, que representan los cuatro estados que, según los expertos, pueden sentirse en estos casos de enfermedad: ansiedad, ira, astenia o depresión.
Los pacientes valoran este programa y aseguran que la música "les ayuda a calmarse". La mayoría de ellos coincide en que esta terapia les reporta "beneficios" a todos los niveles.
En concreto, manifiestan que la música los relaja o bien los distrae del "pinchazo" de la quimioterapia y del difícil trago que les supone la exposición al tratamiento. Muchos de ellos aseguran que hacía tiempo que no escuchan música y que esta terapia les ha abierto la puerta para reencontrarse con este arte.
De hecho, algunas pacientes que ya han terminado el tratamiento aseguran que ahora escuchan más música en sus casas y que vuelven a sentir el placer "por las pequeñas cosas de la vida, como una canción".
El programa se ha puesto en marcha con la colaboración de la junta balear de la Asociación Española contra el Cáncer. El Hospital Comarcal de Inca es el centro pionero en Balears en la utilización de esta terapia.

Fuente: www.diariodemallorca.es